Archivo de la etiqueta: medios formacion

¿Qué se necesita para formar cristianamente a los demás?

index_clip_image002_00049

En primer lugar, se necesita dar buen ejemplo con la propia vida y darse cuenta de la necesidad de formarse mejor uno mismo y poner los medios.
Eso exige conocer la Sagrada Escritura, las enseñanzas de Jesucristo, y meditar sobre ellas; acudir a medios formativos, estudiar y reflexionar sobre la propia fe, conocer las enseñanzas del Magisterio, leer los escritos de los Padres, de los Santos, pedir consejo…

No basta con desear ser un buen cristiano (un buen padre, un buen catequista, etc.) : hay que aprender a serlo, y cualquier aprendizaje exige esfuerzo.
La lectura del artículo Lectura y formación puede dar luces sobre este punto.
Y luego está la necesidad de dar buen ejemplo: fray ejemplo sigue siendo el mejor predicador.

Otras preguntas para padres y educadores.

—¿Son mis hijos, mis alumnos, los asistentes que vienen a la catequesis, jóvenes de oración? ¿Estoy poniendo los medios para que lo sean?

—¿Doy testimonio de Cristo con mi vida?

— ¿Pido con frecuencia luces al Espíritu santo?

—¿Me siento sólo un instrumento en las manos de Dios para formar a mis hijos, alumnos, etc., en la fe, o pienso que con mi fuerza de voluntad ya basta?

—¿Cuento siempre con la gracia de Dios?

—¿Considero que cada persona ha sido objeto de la redención de Cristo?

—¿Procuro mover a las almas al amor de Dios o me limito a transmitir unas enseñanzas teóricas?

— ¿Sé ir a lo esencial: ayudar a las almas a cumplir la voluntad de Dios para su vida, a enamorarse de Cristo?

— ¿Procuro enseñar a ir dando pasos en la vida de oración, en el trato con Cristo, en la formación cristiana, en la interiorización personal del mensaje de Cristo?

— ¿Les ayudo a concretar objetivos pequeños, asequibles y animantes, de carácter evangelizador?

— ¿Ayudo a los jóvenes a ver el sentido global de su vida cristiana, a comenzar y recomenzar, a tener hábitos de contrición, a construir en ellos al hombre nuevo renacido en Cristo?

— Un cristiano debe ser capaz de decir no porque tiene mucho que afirmar. ¿Qué visión transmito de la vida cristiana? ¿Es una visión esperanzada, de aventura y conquista? ¿O es una visión pesimista, que se limita únicamente a la prevención?

— ¿Me esfuerzo por transmitir a los jóvenes grandeza de miras?

La responsabilidad del formador

Algunas ideas que pueden servir de punto de partida.

  • Una formación cristiana verdadera no atiende sólo al comportamiento externo.
  • Pueden surgir crisis de maduración cristiana en los jóvenes que se deban en parte a que no se ha sabido ayudarles verdaderamente, en su intimidad: no se le han dado medios adecuados para que formen su inteligencia con sentido cristiano (lecturas, películas, novelas, etc.); o no se ha sabido encender su corazón con ideales e ilusiones genuinamente cristianas.

    En ocasiones los padres y educadores ponen excesivamente el acento en el comportamiento exterior, olvidando la intimidad de sus hijos o de sus alumnos .