Archivo de la etiqueta: carlos de amburgo pobreza

Primeros cristianos y Padres de la Iglesia

index_clip_image001

Los primeros cristianos

“Para la Iglesia el mensaje social del Evangelio no debe considerarse como una teoría, sino, por encima de todo, un fundamento y un estímulo para la acción. Impulsados por este mensaje, algunos de los primeros cristianos distribuían sus bienes a los pobres, dando testimonio de que, no obstante las diversas proveniencias sociales, era posible una convivencia pacífica y solidaria”. (Cardenal François-Xavier Nguyên, Cardenal Van Thuân).

Los Padres de la Iglesia

San Juan Crisóstomo: Cristo no prohíbe enriquecerse, sino hacerse esclavo de las riquezas: quiere que usemos lo necesario y que no guardemos avariciosamente. (Catena Aurea, Vol. VI, p. 315)

San Ambrosio, siguiendo el mensaje de Jesús, cuando se refiere a los pobres en sentido socioeconómico -es decir, a los que no poseen bienes materiales-, aclara: «No todos los pobres son bienaventurados; porque la pobreza de suyo es indiferente; puede haber pobres malos y buenos» Y explica en Catena Aurea, vol. VI: “Aprendan los ricos (de Zaqueo) que el mal no consiste en tener riquezas sino en no saberlas usar bien; porque del mismo modo que las riquezas son un impedimento para los malos, son un instrumento para la virtud de los buenos”.

San Agustín recuerda que “Todos los que aman las riquezasm aunque no puedan conseguirlas, forman parte del número de los ricos” Catena Aurea, vol VI, 316)

Por eso, la Iglesia ha canonizado a personas que han vivido en estratos sociales y económicos muy diversos: desde san Benito Labre, mendigo, a Carlos de Habsburgo, emperador de Austria-Hungría. La pobreza, por tanto, debe caracterizar la vida de todo cristiano, sea cual sea la condición económica y social en la que se encuentre

  • Desde esa perspectiva se entenderá mejor que: hay pobres –materialmente- que no son pobres de espíritu. Y hay ricos – materialmente- que son pobres espiritualmente.