Archivo de la etiqueta: apostol oracion

Punto de partida:

    • El Señor nos ha creado para el Amor, para el gozo, para la felicidad plena de estar unido a Él en esta tierra (participando de su Cruz redentora) y para la felicidad suprema de gozar eternamente con Dios en el Cielo.
    • La felicidad completa se encuentra en el Amor a Dios: porque Dios es la Suma Alegría, la Suma Belleza. Por eso los santos, en medio de sus sufrimientos, son las personas más felices de la tierra: vivían íntimamente unidos a Dios mediante la oración, que es como un anticipo del Cielo.
    • La oración del alma y la oración del cuerpo son manifestación del amor nos une con la Pasión de Cristo, que nos redime y nos salva, como expresaba el famoso soneto anónimo A Jesus Crucificado:
    • No me mueve mi Dios, para quererte
      el cielo que me tienes prometido
      ni me mueve el infierno tan temido
      para dejar por eso de ofenderte.

      Tú me mueves, Señor, muéveme el verte
      clavado en una cruz y escarnecido,
      muéveme ver tu cuerpo tan herido
      muévenme tus afrentas y tu muerte .


      Muéveme, en fin, tu amor, y en tal manera,
      que aunque no hubiera cielo, yo te amara,
      y aunque no hubiera infierno, te temiera.

      No me tienes que dar porque te quiera
      pues aunque lo que espero no esperara,
      lo mismo que te quiero te quisiera.

    • Mientras no estemos unidos del todo a Dios no seremos del todo felices: por eso dice san Agustín: “Señor, nos hiciste para Ti; y nuestro corazón estará inquieto hasta que descanse en Ti”.
    • El primer afán del apóstol debe ser animar a hacer oración y enseñar a rezar con constancia a todos los que le rodean. Cristo nos enseñó como debíamos rezar y nos dejó la oración del Padrenuestro.