Tener corazón cristiano: ver a los demás con los ojos de Cristo


Esa mirada lleva a un profundo respeto hacia todos los hombres sin excepción, porque todos son hijos de Dios. En un mundo donde se piensa prepotentemente que todo es relativo, es imposible el respeto del corazón cristiano; porque ese respeto nace de la humildad, del reconocimiento de la Verdad en el otro, del descubrimiento de Cristo en el otro .

  • Evangelio de San Mateo:

    Entonces dirá el Rey a los que estén a su derecha: Venid, benditos de mi Padre, tomad posesión del Reino preparado para vosotros desde la creación del mundo: [35] porque tuve hambre y me disteis de comer; tuve sed y me disteis de beber; era peregrino y me acogisteis; [36] estaba desnudo y me vestisteis, enfermo y me visitasteis, en la cárcel y vinisteis a verme. [37]

    Entonces le responderán los justos: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y te dimos de comer, o sediento y te dimos de beber?; [38] ¿cuándo te vimos peregrino y te acogimos, o desnudo y te vestimos? [39] o ¿cuándo te vimos enfermo o en la cárcel y vinimos a verte? [40]

    Y el Rey en respuesta les dirá: En verdad os digo que cuanto hicisteis a uno de estos mis hermanos más pequeños, a mí me lo hicisteis.

Un pensamiento en “Tener corazón cristiano: ver a los demás con los ojos de Cristo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *