Reciedumbre en el dominio de sí

  • ¿Tengo ideales? ¿Los cultivo? ¿Soy capaz de sacrificarme y de sacrificar algo por mis ideales?
  • ¿Busco mi comodidad y mi placer a toda costa?
  • ¿Me guío habitualmente por el “me apetece” y el “no me apetece”.

  • ¿Me dejo llevar y dominar habitualmente por mis estados de ánimo?
  • ¿Me desanimo con facilidad? ¿Necesito ser constantemente escuchado, atendido, valorado, etc., y si no lo consigo, me desanimo o protesto interiormente?
  • ¿Me enfado enseguida, por cualquier motivo?
  • ¿Cuando algo me contraría, ¿lucho por mantener la serenidad, o me dejo arrastrar, sin poner lucha por mi parte, por el malhumor o la tristeza? ¿Digo en esos momentos todo lo que se me ocurre, sin control alguno?
  • ¿Me quejo habitualmente cuando las cosas no marchan como yo desearía?
  • ¿Lo quiero siempre todo y ya?
  • ¿Me he propuesto controlar los defectos de mi carácter (impaciencia, timidez, mal humor, etc.) o pienso que como yo soy así es imposible cambiar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *