El falso respeto: “el respeto humano”


  • Hay un respeto mal entendido llamado respeto humano que lleva a no actuar por temor a contristar.
  • Ese falso respeto nace de la cobardía, de la incoherencia, de la falta de personalidad, de la tendencia a vernos con los ojos de los demás.Muchos adolescentes y jóvenes, dependen casi por completo de la opinión de su novia, de sus amigos, de su clase, de la moda…

    El cristiano maduro comienza a se rindependiente cuando supera los respetos humanos y procura verse desde los ojos de Dios: cuando es ésa la única mirada que realmente importa.

    Que no turbe mi conciencia
    la opinión del mundo necio;
    que aprenda, Señor, la ciencia
    de ver con indiferencia
    la adulación y el desprecio.

    José María Pemán


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *